La Tríada


Mucha gente se pregunta qué es el autismo, yo quiero explicar con mis palabras las tres cosas que hacen diferente a un niño con autismo del resto.

1. Le falla la interacción social; no suele mostrar interés por relacionarse con otros niños o con las personas que le rodean. A menudo no mira a los ojos de quien le habla.

2. Le falla la comunicación: parece que no entiende lo que se le dice y también tiene dificultades para expresar lo que quiere decir. Puede que utilice pocas palabras o repetir lo que se le dice sin sentido. También puede que no hable.

3. Suelen tener conductas repetitivas o intereses restringidos: cuando algo le interesa pueden estar haciéndolo durante mucho rato y olvidarse de lo demás.

A veces los niños con autismo hacen movimientos rápidos y seguidos, estereotipias, con las manos y el cuerpo, puede ser balancearse hacia delante y hacia atrás, dar vueltas, aletear las manos, andar de puntillas… Dicen que la sensación les agrada y tranquiliza.

Le cuestan mucho los cambios, por eso es tan importante mantener una rutina y explicar lo que van a hacer antes. Como el lenguaje es una de sus dificultades, se ayudan  por imágenes o pictogramas, para Lucía imprescindible, funciona de maravilla.

Se suelen irritar fácilmente y tener rabietas de las que les cuesta salir.

Les cuesta mucho utilizar la imaginación, les resulta difícil jugar a médicos, casitas, mamás, juegos que suelen gustar mucho al resto de los niños.

Aunque pueda parecer que viven en su mundo, no es así, reciben demasiados estímulos a la vez. Por ejemplo, si estás viendo la tele y de fondo se oye un ventilador, tú te centras en la tele y el ventilador pasa a ser secundario, ellos lo reciben a la vez y les cuesta discriminar. Por eso tienden a aislarse. Por supuesto trabajándolo mejoran mucho.

Hay cosas que les gustan y otras que no como a todos, lo que pasa es que a veces les cuesta entendernos al igual que a nosotros a ellos.

Por supuestoImagen que tienen sentimientos pero no siempre saben expresarlos de forma adecuada y, naturalmente pueden aprender muchas cosas.

Con los métodos adecuados y trabajando mucho se pueden conseguir muchas cosas. Igual que no hay dos personas iguales tampoco hay dos niños con autismo iguales, cada uno es diferente y tiene más o menos dificultades pero ante todo son niños que se esfuerzan a diario para ser comprendidos y aceptados. Dales una oportunidad, ¿no crees que se la merecen?

Yo no puedo cambiar la forma en que mi hija ve el mundo, pero sí voy a intentar cambiar la forma en que el mundo ve a mi hija.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s